Películas sobre Chile

La cinematografía chilena está llena de obras, tanto de ficción como de documental, que nos han permitido acercarnos un poco a la historia y a la realidad del país.

Aquí os dejamos algunos de los títulos que nos han marcado y empujado a viajar por estas tierras:

  • Botón de Nácar

Dirección y guión: Patricio Guzmán

Se dice que el agua tiene memoria. Yo creo que también tiene voz…

Un documental cautivador, narrado por su director Patricio Guzmán, que con su poética audiovisual, conjuga el genocidio de la población autóctona de Patagonia y los desaparecidos de la dictadura de Pinochet, a través de la memoria del agua. Es la segunda parte de una trilogía que empieza en el desierto de Atacama, sigue en la Patagonia chilena y finalizará en la Cordillera de los Andes. La primera parte “Nostalgia de la luz”, es también súper recomendable.

  • Machuca

Dirección: Andrés Wood
Guión: Andrés Wood, Roberto Brodsky, Mamoun Hassan

Machuca es un niño chileno de once años que vive en barrio humilde de Santiago. Gonzalo es un niño de la sociedad Santiaguesa acomodada. Gracias a una iniciativa del gobierno de la Unidad Popular, niños de barrios marginados son integrados en colegios de “alta sociedad”, y así es como estos dos niños se conocen. Es un film situado en la dureza del contexto del golpe de Pinochet, pero que desprende, gracias a sus dos protagonistas, una gran vitalidad y sensibilidad.

  • NO

Dirección: Pablo Larraín
Guión: Pedro Peirano

“Chile, la alegría ya viene…”, es el eslogan que no podrás quitarte de la cabeza tras ver esta película! No, es un largometraje que cuenta un momento clave de la historia reciente chilena, como el plebiscito de 1988, por medio de los creativos responsables de la campaña a favor del fin de la dictadura. Es un film con una factura exquisita, que refleja los conflictos de la sociedad chilena de la época, en un momento de cambio histórico para el país.

  • Surire

Dirección y guión: Bettina Perut, Iván Osnovikoff

Es un documental producido en el Salar de Surire, ubicado en la frontera con Bolivia, a 4.300 metros de altura. En este salar, viven unos pocos ancianos, los últimos aymaras de la zona. “Surire”, con un lenguaje visual potente, transforma el espectador a un observador que contempla la acciones cotidianas de estos ancianos y su supervivencia.

share post to:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *